Archivo de 7 Diciembre 2009

En los últimos días, cuando menciono la palabra Congreso, la palabra escándalo es la que inmediatamente suena. Veamos solo una muestra de los últimos días:

1. ALAS PERUANAS: El escándalo sigue ya con ribetes mayores. Ayer Cuarto Poder reveló que los viajes fueron más y a lugares como Israel y Grecia.  De otro lado, el rector de la UAP, Fidel Ramírez Prado, dio una extensa entrevista a Reporte Semanal en la que habló de sus aspiraciones presidenciales - ya logró inscribir su partido Participación Popular -, indicó que había incompatibilidad entre el Congreso y la labor universitaria - habla, Edgar Nuñez -, hablo de sus reuniones con Fujimori para gestionar filiales y terminó insinuando un pedido de publireportaje. Mientras, desde el Partido Nacionalista Peruano se pide 10 años de inhabilitación para los congresistas Nuñez y Wilder Calderón.

2. EL BONO DE ALVA CASTRO: El presidente del Congreso no tuvo mejor idea que colocar un bono especial para el personal de confianza del Congreso, que, además de generar un desorden en la escala de remuneraciones, terminaba haciendo que los funcionarios ganaran más que los congresistas. Ante el “ampay”, Alva Castro terminó retrocediendo.

3. TRAFICO DE INTERESES Y EDGAR NUÑEZ: Una perla más de quien viene haciendo méritos por convertirse en el peor parlamentario de este Congreso - ver casos amnistía para militares, mentiras contra la CVR, Edmundo Camana, negación de hijas, Alas Peruanas -. Ahora hacía gestiones ante COFOPRI Ica en un litigio por terrenos a favor del empresario Joaquín Ormeño y usando el nombre del Presidente de la República.  Todo ello en medio de denuncias cruzadas dentro del Partido Aprista ad portas de las elecciones internas.

4. GUSTAVO ESPINOZA MAL DESAFORADO DEL CONGRESO: Sí, tal vez sea políticamente incorrecto decirlo, pero lo cierto es que la sanción contra el controvertido parlamentario no estaba tipificada en el Reglamento del Congreso. Por tanto, ha ocurrido lo mismo que con los magistrados del Tribunal Constitucional en 1997. Espinoza - que es un impresentable político, eso no lo dudamos - debería ser repuesto en su curul. Más detalles con Jomra.

Ok, más allá de los escándalos, caben aquí algunas reflexiones.

La primera de ellas tiene que ver con la administración del Congreso. Muchos de los escándalos suscitados durante este periodo parlamentario - contrataciones, retención ilegal de sueldos, viajes y demás - tienen que ver con que varias decisiones administrativas se encuentran libradas al libre albedrío de los Congresistas. Por tanto, todo el rubro contrataciones debería ser decidido por bancadas y firmado por la Oficialía Mayor. De otro lado, cada viaje con gastos de representación debería ser justificado con un informe detallado y publicado en la web del Congreso.

En cuanto al régimen remunerativo, lo claro es que hasta el momento no se han expedido las normas complementarias para ordenar la remuneración y carrera pública. Las normas básicas fueron expedidas en el gobierno de Toledo, pero durante este gobierno no se han producido las reglas necesarias para ello.

Finalmente, se requiere establecer varias reglas políticas claras: una reforma del Reglamento del Congreso para tipificar claramente inconductas y sanciones, procedimientos rápidos en las Comisiones de Etica y de Acusaciones Constitucionales que, a la par de garantizar el derecho de defensa, permitan sanciones rápidas cuando sea necesario. Y de otro lado, se requiere que los partidos políticos se abran a elecciones primarias, publiquen las hojas de vida de sus congresistas y se elimine el voto preferencial, que ha sido tan nocivo para la democracia peruana.

Más allá de los escándalos, se requieren cambios necesarios para que estos sucesos no se permitan. Al menos, en el próximo Congreso.

MAS SOBRE EL TEMA

Augusto Álvarez Rodrich: Ampay … ¿y me salvo?

Comments 14 Comentarios »

Creative Commons License
Desde el Tercer Piso by José Alejandro Godoy is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-Sin obras derivadas 2.5 Perú License.