Archivo de la Categoría “Uncategorized”


Luego de dos semanas en las que estuvo disputando el segundo puesto con Susana Villarán, Salvador Heresi parece haber perdido empuje. Las encuestas publicadas antes de la veda impuesta por la legislación electoral lo marcan en tercer lugar, cayendo varios puntos y con el acecho de Enrique Cornejo. De hecho, ayer me permití comentar que, dada la buena performance del candidato aprista, era probable que termine pasando al alcalde de San Miguel el domingo que viene.

¿Qué ha pasado con Heresi? Aquí algunas explicaciones:

1. PPK LE QUITO EL RESPALDO: Si Heresi tenía un apoyo fuerte casi seguro, era el del excandidato presidencial. Pero ya la semana pasada en El Comercio decía que “en principio” votaría por él. En esa misma entrevista, confesó que no había inscrito su partido a propósito (cuestión que nos contó gente cercana a PPK hace unos meses). Y ayer en Canal N se fue en lisonjas hacia Cornejo. De hecho, en redes sociales uno ve a varios exvotantes de PPK convirtiéndose en Cornejokausas (con todo lo que conlleva de positivo y negativo a la vez).

Y, para rematar, PPK apoya en el distrito en el que vive (San Isidro) al candidato del PPC (Manuel Velarde), lo que ha merecido el reclamo airado del postulante de Perú Patria Segura, Gastón Barúa, en una carta en el que le dice de lobbista para abajo.

2. MUCHO BAILE, POCO PLAN: Ayer PPK lo deslizó, pero mucha gente lo piensa abiertamente. Heresi desaprovechó la oportunidad de exponer sus planteamientos y privilegió el show business. Carlos Raffo le sugirió meter el baile con el video “Soy Salvador”, pero la sobreexplotación del recurso hizo que vieramos al candidato de PPS más cerca de Perú Tiene Talento que de la Municipalidad Metropolitana de Lima.

Sumemos a ello que Heresi, hace apenas una semana, presentó un nuevo plan de 165 páginas (poco difundido) para reemplazar al de 7 páginas que tenía básicamente enunciados y poca carne. Para resumirlo: de Castañeda te acuerdas las obras; de Susana, el transporte y de Cornejo que es un buen técnico. De Heresi, solo te acuerdas de sus bailes. Mal posicionamiento.

3. JAIME SALINASHeresi ganó un “perro de presa” que hizo el trabajo de denuncias contra Villarán, pero perdió en credibilidad. No solo el estilo de Salinas gusta a poca gente, sino que sus reiteradas faltas a las sesiones de Concejo Metropolitano hacen recordar a la fábula de la hormiga y la cigarra (y se lo recordaron a cada rato). Y a ello se suma sus varias broncas con diversos periodistas. Peor aún, en el votante que no votará por Castañeda pero que busca a un regidor que lo fiscalice, no ve en Salinas una garantía para ello.

4. POCA CAPACIDAD PARA CALAR EN EL SECTOR POPULAR: El gran problema de fondo de su campaña. La candidatura de Heresi ha terminado congelándose en el sector AB, sin robarle un poco de votos allí a Castañeda. Nunca pudo enfocarse como alguien que pudiera resolver problemas concretos en dicho sector del electorado.

5. ¿CUAL ES EL TEMA EJE: SEGURIDAD O TRANSPORTE? Finalmente, el otro gran problema de Heresi fue que la campaña, en términos temáticos, varió demasiado pronto de norte. Una semana era dedicada al “Destapador Salvador” frente al tema del tránsito, en el que te quedaba más la canción de Pelo D’Ambrozio antes que las propuestas de puentes. Y a la semana siguiente, apelaba al miedo, planteando que las Fuerzas Armadas entren al tema del patrullaje para la inseguridad ciudadana. En esa medida, ninguno de los dos ejes cuajó del todo.

Comments No Hay Comentarios »

Un San Isidro ver­de y digital. En un video lisérgico, Madelaine Oster­ling promete techar la Vía Expresa para hacer un par­que, olvidando que es una vía metropolitana y que la Municipalidad de Lima ya enterró el proyecto por su inviabilidad económica. A los pocos días, propone sa­car al colegio Alfonso Ugarte para un proyecto inmobilia­rio porque en dicho plantel “no estudian sanisidrinos”. La cultura del ghetto en su esplendor.

Adolfo Ocampo postula a su quinto periodo en San Juan de Miraflores. Para ello, no ha te­nido ningún pudor en utilizar –por lo menos- a 19 de sus tra­bajadores para acompañarlo en sus actividades proselitis­tas, como reveló ayer un dia­rio local. La Oficina de Control Interno incluso ha encontrado propaganda donde el rostro del veterano alcalde aparece al lado de un candidato can­tante y bailarín.

Sin oposición alguna, Francis Allison se encamina a su cuarto periodo al frente de Magdalena. Se olvidan los cierres de calles por cons­tructoras, la inseguridad – el suscrito ha sido asaltado dos veces allí – y los líos judicia­les del candidato.

Finalmente, en San Bor­ja –donde vivo– encabeza las encuestas el alcalde Marco Álvarez, procesado por desa­parición forzada. Una sala de la Corte Suprema encontró que existían indicios suficien­tes para volverlo a juzgar y, de ser hallado culpable, puede es­tar 20 años en la cárcel. ¿Hace obra? Ha tenido que pedir préstamos bancarios para eje­cutarla.

La decisión sobre estos cua­tro candidatos – y sobre su dis­trito, en general - está en sus manos, amigo lector.

Comments 4 Comentarios »

En la exposición de propuestas organizada el miércoles por El Comercio, Salvador Heresi se mandó con un anuncio de impacto:

“Las gestiones del pasado, que han sido expresiones de los gobiernos de los últimos doce años, han sido un fracaso total en materia de seguridad ciudadana. No le han devuelto la tranquilidad a los vecinos”, afirmó Heresi en su intervención.

“Por eso es urgente la declaratoria de emergencia de la ciudadanía de Lima en materia de seguridad ciudadana y por 180 días es necesario tomar medidas urgentes y radicales para derrotar la delincuencia”, añadió el candidato.

Heresi plantea que para combatir la delincuencia es necesario un control y patrullaje de las Fuerzas Armadas. “Tenemos que erradicar todas las zonas rojas de la capital y realizar operativos de emergencia para recuperar las zonas liberadas de los delincuentes”.

Varios problemas con esta medida:

1. NO ESTA EN SUS PLANES DE GOBIERNO: No es un lapsus ortográfico. Heresi ha presentado dos planes de gobierno. El que hemos venido comentando en este blog, con 7 páginas y uno nuevo, recién lanzado esta semana desde sus redes sociales. En ninguno de los dos documentos figura la propuesta de patrullaje militar sacada de la manga esta semana.

2. NO ESTA DENTRO DE LAS COMPETENCIAS DEL ALCALDE METROPOLITANO. Si en algo se ha insistido, cada vez que se ha tocado el tema de seguridad ciudadana, es que el alcalde tiene competencias, básicamente, en materia de prevención. Castañeda y Villarán se concentran más en ello en sus planes de gobierno.

3. A LOS MILITARES NO LES CUADRA LA IDEA: Hoy Roberto Chiabra opinó lo siguiente en El Comercio:

El alcalde no puede manejar ni distribuir a los efectivos policiales, porque no depende de él, y menos va a poder manejar una patrulla militar. Esa no es la solución más adecuada”, afirmó en comunicación con El Comercio.

Chiabra consideró que probablemente la población apruebe la medida, pero aún así no es el camino correcto.

“Es un planteamiento que no es real ni conveniente porque se pone en peligro al personal militar que no está capacitado ni entrenado para eso. ¿Con qué van a salir, con fusiles? Ellos están equipados y entrenado para otro tipo de misión”, agregó.

4. LOS ANTECEDENTES DEL PASADO: Como es de suponer, varios de quienes apoyan esta medida en redes sociales son aquellos que reducen al mínimo las responsabilidades de violaciones a los derechos humanos cometidas por agentes del Estado durante el combate al terrorismo. Para decirlo claro, la medida parece apuntar a quienes quieren una suerte de “Tropa de Elite” castrense custodiando las calles limeñas y matando delincuentes a lo Rambo. El tufo facho se percibe en el ambiente.

5. ES UNA MEDIDA QUE NO SIRVE. Hace algunos meses, Carlos Basombrío dejó en claro todos los problemas logísticos que tendría una propuesta como esta:

¿Qué harían si vieran un robo? (Ocurriría muy pocas veces ya que los ladrones aprovechan los puntos ciegos que seguirían siendo cientos de miles). ¿Se les ordenaría disparar sus fusiles ante un grupo de pandilleros o de barras bravas?

Hay que entender que la inseguridad ciudadana y el crimen organizado requieren un enfrentamiento en múltiples frentes. Específicamente para hacer inteligencia, reprimir e investigar se necesita de una Policía que sepa, pueda y quiera hacer su trabajo. Combatir a un enemigo en una guerra es radicalmente diferente a garantizar la tranquilidad de los ciudadanos en sus casas y las calles.

No creo que el gobierno vaya a cometer este error. Por su parte, militares y policías saben que por allí no va la solución.

Heresi ha pasado de “Soy Salvador” a “Cómo te gustan los militares”. La verdad, lo preferíamos en el ritmo inocuo antes que verlo en bailes que implican danzar con las medidas más populistas en materia de seguridad.

ACTUALIZACIÓN (27.9.2014): Rosa María Palacios anota que, vía Twitter, Heresi insiste en su propuesta y se manda con un video que ni Keiko Fujimori pondría en sus momentos más autoritarios. Pueden verlo aquí.

(Foto: El Comercio)

Comments 1 Comentario »

Había una vez un caso llamado Comunicore, que el amigo Ben Solis te explica en sencillo:

Pues bien, como sabrán ustedes, hace un mes, Poder publicó un reportaje bomba que vinculó el caso Comunicore a una organización de lavado de activos presuntamente involucrada con el narcotráfico. Y eso hizo que Luis Castañeda Lossio y Patricia Juárez salieran a hablar.

El problema es que varias de las cosas que han dicho no coinciden con la verdad. Daniel Yovera ha encontrado varias contradicciones y las ha señalado en Poder de este mes. Aquí un resumen.

1. EL CASO DEBERIA LLAMARSE RELIMA - COMUNICORE: Yovera indica que hay dos hechos conectados. De un lado,  la aceleración del pago de la deuda contraida por la comuna limeña con Relima, abonada finalmente a Comunicore, una empresa que compró la acreencia a un menor precio del que recibió por la Municipalidad. De otro lado, la renovación del contrato del servicio de limpieza pública entre la MML y Relima, por un monto de 570 millones de nuevos soles a entregarse en el plazo de 10 años, a pesar que la compañía había incumplido algunas obligaciones, como la no renovación de cartas fianza durante 3 años o el uso de camiones de basura para otros contratos de la empresa.

De alli que, una de las cosas que Castañeda debería aclararnos es si, de ganar, le renovaría el contrato a Relima, que vence en el 2015, por 10 años más. Peor aún, la anterior renovación se sustentó en el Concejo Metropolitano - por parte de Carlos Asmat, uno de los involucrados en el caso - y se firmó el mismo día.

2. CASTAÑEDA NO HA SIDO EXCLUPADO EN EL CASO: De hecho, no hay declaración de inocencia o culpabilidad. ¿Cómo Castañeda salió del caso? Por una excepción de naturaleza de acción y una demanda de amparo. Y también menciona que la Contraloría lo ha limpiado, pero Yovera presenta un informe sobre la responsabilidad del alcalde.

3. CASTAÑEDA: “FRITZ DU BOIS ME PIDIO DISCULPAS”: Ya es de mal gusto achacarle declaraciones a una persona fallecida. Yovera pone las cosas en su sitio: cuando Castañeda demando a Du Bois, lo hizo por las portadas del caso, no por el contenido de las notas publicadas. Es más, el exdirector de Perú.21 y El Comercio ganó la querella. Y Castañeda nunca cuestionó el contenido de los informes presentados por el hoy periodista de Poder.

4. CASTAÑEDA: “MATEO CASTAÑEDA NO FUE EL FISCAL DEL CASO Y PODER MIENTE”: Pues el informe de Poder jamás afirmó tal cosa. Señaló, claramente, que el exfiscal era el coordinador de las Fiscalías de Crimen Organizado. Hoy el informe de UIF que gatilló el informe de la revista está en la Primera Fiscalía Provincial contra la Criminalidad Organizada.

5. CASTAÑEDA: “YO NO VOY A CARGAR CULPAS AJENAS”: Eso lo dice ahora respecto de sus gerentes. El problema es que, mientras duraron las investigaciones, jamás varió a su plana gerencial. Yovera encuenta que Carlos Chávez Málaga, de quien Castañeda dijo que había sido “separado de su puesto” en 2010, había pedido licencia sin goce de haber y luego vacaciones. Nunca lo suspendieron.

6. JUAREZ: “SI NO PAGABAMOS AL TOQUE, HUBIERAMOS PAGADO 14 MILLONES DE SOLES EN INTERESES”: Problema: ya Relima y la MML habían pactado un interés que equivalía a 4 millones 600 mil nuevos soles.

7. JUAREZ: “LA DEUDA SE PAGÓ CON RECURSOS PROPIOS”: No es cierto. Aquí vale la pena recordar este informe de IDL - Reporteros elaborado por Yovera:

La comisión Glave ha encontrado que para pagarle a Comunicore los S/. 35.9 millones, la municipalidad recurrió a un crédito de S/. 87 millones, que debía ser destinado exclusivamente para pagar deudas que mantenía con el sistema financiero. Así, en setiembre del 2005, el BCP le prestó S/. 47 millones, e Interbank, S/. 40 millones.

Ese crédito debía supuestamente servir para que la comuna pague S/. 23 millones al Wiese Sudameris, otros S/. 17 millones al mismo banco por una deuda de EMAPE, S/. 16 millones a Interbank, y S/. 31 millones al BCP.

Sin embargo, la comisión ha encontrado que la deuda total de S/. 87 millones estaba inflada varios millones. Por ejemplo, la deuda real de EMAPE no era de S/. 17 millones, sino de S/. 13 millones.

Pero EMAPE no necesitaba ese dinero y nunca lo pidió para pagar su deuda con el Wiese. De hecho, semanas después de recibir el dinero, el gerente de Finanzas edil y hombre de confianza de Castañeda, Juan Blest, le pidió que se lo retorne a las arcas municipales. Así es como retornaron S/. 13 millones, los mismos que, sumados a S/. 8 millones que no se precisaron desde el comienzo, generaron los S/. 21 millones que la gestión de Castañeda estaba buscando para pagar el grueso de la deuda a Comunicore.

Según el informe Glave, “los S/. 21 millones sobrevaluados mediante un proceso de encubrimiento, se hicieron pasar como recursos propios y así fueron presentados ante el Congreso de la República”, que el año pasado indagaba por el asunto.

Como indica Yovera en Poder, el endeudamiento fue firmado por Castañeda y José Danós, secretario general de la MML. Y Danós también firmó la regularización del desvió de los 21 millones. Todo esto encaja al saber que Danós es esposo de Patricia Juárez, quien no investigó el caso luego que estallara públicamente.

Saquen ustedes sus propias conclusiones.

(Caricatura: Carlín)

Comments 6 Comentarios »

Existe cierto consenso entre periodistas y líderes de opinión que Enrique Cornejo, el candidato del APRA a la alcaldía de Lima, es uno de los postulantes que ha expuesto mayores y mejores ideas - más allá de críticas puntuales a sus propuestas - en esta campaña electoral municipal. Y, en efecto, el plan de gobierno del candidato, más allá que les falte un gorro explicativo a sus políticas, plantea medidas interesantes - y, aunque a ambos bandos no les guste - en varios casos coincidentes con la actual administración municipal.

Si es así, ¿por qué no le ha ido bien hasta el momento?

Una primera explicación, la más recurrida, es la del antiaprismo. “Cornejo es un buen candidato, pero votaría por él si no fuera aprista” es una frase que se escucha en diversas conversaciones. Una opción está en el viejo rechazo al APRA en Lima, donde solo ganó una elección cuando Jorge del Castillo fue impulsado a la alcaldía metropolitana en el mejor momento electoral aprista y con balconazo de Alan de por medio.

El otro problema - aunque esto le cause disgustos a los militantes honestos del partido - es la percepción ciudadana sobre la lenidad frente a casos de corrupción que involucran a los compañeros, tanto dentro de las cuatro paredes de la Casa del Pueblo, como en el sistema de justicia. Este tema, creo yo, es el principal obstáculo que deberá enfrentar Alan García en su nueva campaña presidencial como en un posible tercer gobierno. Y creo que los compañeros, en lugar de andar a la defensiva frente a este tema, deberían preguntarse cómo enfrentarlo, más allá de apelar a la no generalización. En efecto, hay apristas honestos.

Un segundo factor, explicado en tres columnas por Augusto Álvarez Rodrich, tiene nombre y apellido: Alan García. En resumen:

En el caso específico del Apra, al estar la imagen de la organización tan pero tan asociada exclusivamente a la imagen de Alan García, termina cargando con toda su mochila individual, sin la posibilidad de que el partido tenga más juego que el suyo.

Para bien y para mal, pues la paradoja del papel de García en el Apra es que, siendo su principal locomotora para arrastrarlo electoralmente, a pesar de que los problemas de su gobierno 2006-2011 son grandes y aún están frescos –‘petroaudios’ y ‘narcoindultos’, entre otras–, también es, por su egocentrismo, el principal obstáculo para la construcción de un partido moderno que permita el surgimiento y crecimiento de personas más allá de su interés personal.

Un tercer problema: no se siente el peso de la maquinaria partidaria. Hace un año, en la revocatoria, un dirigente aprista me contaba que “normalmente, nuestros cuadros se mueven cuando el candidato es Alan. En otro tipo de elección, la presencia decrece”. Y la verdad es que se siente. Y aquí han confluido varios factores. Uno es el que me relataba este dirigente.

Pero también es cierto que parte de las bases apristas limeñas está aún descontenta sobre la conformación final de la lista. Como informó Exitosa Diario, un sector de jóvenes denunció que la lista se armó a dedo y que los beneficiados fueron hijos de dirigentes. Cornejo indicó que esto era una rabieta, pero lo cierto es que un sector del partido le ha terminado dando la espalda.

A ello se suma que Miguel del Castillo, quien está en la orilla opuesta de buena parte de la dirigencia aprista, es candidato de Barranco. Algunas personas cercanas al APRA decian que “Cornejo ha sido cooptado o es el candidato de Jorge (Del Castillo)”. Hay rivalidades internas que, en determinado momento, pesan en el votante militante o simpatizante.

Finalmente, un último factor: a Cornejo, un buen técnico, le ha faltado aterrizar sus ideas y hacerse más conocido. Ha tenido modestos spots y carteles y, si bien en algunos sectores puede calar bien su imagen de “profesional con ideas”, no ha sabido aterrizarlas. Anoche le comentaba a Marco Sifuentes en En Contacto que “a la campaña de Cornejo le faltaba un Hugo Otero”, a lo que el editor de El Utero de Marita me retrucó: “estaría si es que el candidato de Alan no fuera Castañeda”. Ouch.

Y quizás todos estos factores nos lleven a la conclusión central: Cornejo se ha quedado solo. Y una campaña, en estos tiempos, no puede sostenerse sin un aparato de campaña y con un antivoto tan fuerte.

Comments 1 Comentario »

Columnista invitado: Carlos Cáceres. Médico y epidemiólogo social, investigador y activista en VIH, sexualidad y derechos humanos. Director del IESSDEH.

Publicamos la opinión del doctor Carlos Cáceres sobre las elecciones en Lima, que nos fuera enviada el día de hoy. Señalamos que la responsabilidad sobre la misma corresponde a su autor. Nuestras opiniones sobre Villarán y Castañeda y las limitaciones de sus campañas han sido descritas en este blog. Aquí el artículo.

El 18 y 19 de Septiembre tuvimos el honor de recibir a Françoise Barré-Sinoussi, la Premio Nobel de Medicina 2008 por el descubrimiento del VIH, a quien se le otorgó un Doctorado Honoris Causa. Además de ese muy merecido reconocimiento, la Municipalidad de Lima la recibió y, en una ceremonia breve pero cargada de simbolismos, le otorgó la Medalla “Ciudad de Lima” y la declaró huésped ilustre. Pensé que a nuestra visitante, comprometida con el cambio social, le habría gustado que la actual alcaldesa, primera mujer en ese cargo, y casi de su misma edad, en licencia por elecciones, estuviera en el público y la saludase; incluso sugerí que la invitaran. Pero la alcaldesa no vino, entre otras cosas, porque está de licencia, y las inevitables fotografías con la homenajeada, incluso como invitada, podrían haberse prestado a confusiones incómodas. Era, pues, una cuestión de principios. No era correcto y punto. Felizmente todo salió bien.

Retornando hacia su hotel, traté de explicar a esta colega eminente lo peculiar de la situación. La alcaldesa no estuvo porque no le correspondía y no se podía ensombrecer una ceremonia que esperábamos fuese impecable. Le dije que, aunque lo lamentaba, la alcaldesa no solo había hecho lo correcto, sino que esa conducta ética es un signo que la distingue de los demás candidatos con posibilidades. Le dije además que al parecer la gente no reconocía o no valoraba su honestidad, o que la falta de honestidad no les preocupaba si hay, a fin de cuentas, obras que mostrar. Añadí que mucha gente cree que “no ha hecho nada”, o que “no trabaja” al tiempo que sostiene que el anterior alcalde, cuya nueva elección es probable, hizo mucho más que ella durante la respectiva gestión. Seguí mencionando las numerosas y graves acusaciones abiertas contra este ex-alcalde, los mecanismos que aparentemente usó para evadir los controles legales en la administración de obras, y la casi ausencia de vigilancia ciudadana de su gestión, en contraste con lo ocurrido con la actual.

Continué, además, diciendo que el amplio apoyo a este alcalde, un populista de derechas, es evidente sobre todo en los sectores más necesitados de la ciudad, en los que ha desplegado estrategias de entrega de víveres para asegurar votos; que, reconociendo su poca habilidad para convencer con palabras, trató mientras pudo de evitar toda declaración pública, no solo confiando en su trabajada imagen de gestor diligente y parco (“mudo”), o recurriendo a un psicosocial sobre una supuesta enfermedad grave, sino en lo que se revela cada vez más flagrantemente como un apoyo de los conservadores oligopolios mediáticos del Perú. Los dueños de medios tienen intereses comerciales múltiples, y al parecer la actual gestión municipal ha roto las viejas reglas de juego mercantilistas en las obras para la ciudad, pues ha tratado de que se cumpla la ley. La cereza de la torta está en la dosis habitual de sexismo – se suele ver el gobierno metropolitano como uno de obras de cemento para el cual los hombres son adecuados y las mujeres no.

Por supuesto que dije también que la actual gestión llegó al gobierno por azar, a partir de una jugada de terceros para evitar que ganaran sus competidores directos, y que tuvo que organizar un equipo de gestión en poco tiempo, aunque ahora tiene ya mucha mayor experiencia. Que ha cometido muchos errores, y tiene mucho que arreglar (por lo cual, en caso de ganar, esperaría que abra las puertas a los vecinos para discutir y mejorar los planes actuales), pero también tiene voluntad de autocrítica. Y que debe mejorar sus estilos políticos para ampliar su base de apoyo. Pero reafirmé que los programas se pueden ajustar y la eficacia mejorar, pero la honestidad se tiene o no se tiene. Y que, al menos entre los candidatos de mayores opciones, los únicos que conozco, ella es la única en la que confío, en términos morales, para apostar por mejorar lo técnico y administrativo. Tristemente – dije – su aparato de prensa no es bueno para romper la barricada mediática, y estas obvias diferencias no parecen ser percibidas (o valoradas) por la mayoría de votantes.

Ante este abrumador panorama, nuestra sabia huésped me preguntó, con curiosidad, si quienes compartíamos esta visión estábamos haciendo algo. Entonces verbalicé lo que he pensado varias veces sin decirlo: Tal vez no lo suficiente. Como mínimo debemos hablar – como algunas y algunos han comenzado a hacer. Y, más que actuar ‘por’ una candidatura en particular, se trata de apoyar la alternativa más transparente frente, sobre todo, a una que está siendo aceptada sin rubor por la mayoría como una opción pragmática sin hacerse problemas por los principios (“roba pero…”), y también frente a otras candidaturas poco transparentes y poco definidas, en posiciones expectantes. Porque el pragmatismo radical del desestimar los valores si al menos se reciben obras es, si se le mira bien, un mortífero mensaje subliminal para quienes apuestan por la rectitud, y se preparan para ello.

Si se puede llegar al poder simplemente montando un buen aparato político, y mediante un sistema mafioso donde se utiliza el tráfico de influencias, la coima, la estafa, los acuerdos bajo la mesa, el chantaje y la difamación (con ciertas complicidades clave), entonces no vale la pena ni estudiar, ni ceñirse a principios, ni darse el trabajo de cumplir la ley. A la larga, aceptar que la política siga siendo así, es condenarse a tener un país con enorme fragilidad institucional, y sin desarrollo verdadero. Y juzgar con frialdad a gente honesta que se mete a semejante jungla revela, en el mejor de los casos, cinismo puro y duro.

Por ello, casi llegando a su hotel, dije a esta amiga que escribiría esta nota como parte de mi esfuerzo para informar a otros, y que instaría también a otras personas a comunicar sus ideas. Faltan sólo dos semanas para las elecciones, pero cuando sabemos que estamos con la verdad y la justicia, esa confianza se refleja en nosotros y se transmite a los demás. Es un esfuerzo que no nos asegura nada, pero que, como dijimos al inicio, es cuestión de principios, y aquí se trata de no dejar que se hunda un barco sin hacer algo para evitarlo. Sé que personajes públicos como Mónica Sánchez lo han hecho hoy, en sus espacios, pese a los esperados ataques. Se trata del modelo de sociedad que queremos constituir. ¡No es poca cosa!

(Foto: La República)

Comments 7 Comentarios »

El sábado, anticipándose - cifras de encuestas en mano - al posible resultado electoral en Lima, Juan Carlos Tafur señalaba quienes eran los posibles derrotados de esta elección municipal algo desangelada. En el puesto 2, el director de Exitosa Diario colocaba a:

2- El PPC: de confirmarse los resultados, será la peor catástrofe electoral del partido fundado por Bedoya Reyes. Ni Lourdes Flores en su peor momento rozó los niveles actuales. Y dentro del partido, la figura que deberá asumir toda la responsabilidad es, qué duda cabe, Raúl Castro, su presidente, quien estuvo más empeñado en derrotar a los lourdistas que a velar por el beneficio partidario. El 6 de octubre empezará el ajuste de cuentas, salvo que sus adversarios quieran que la incineración de Castro sea absoluta y lo lancen a la candidatura presidencial.

Al amigo Tafur no le falta cierta razón. Si nos atenemos, nuevamente, a las encuestas, el candidato del PPC en Lima Metropolitana, Jaime Zea, no pasaría del 3%, con lo que, en la práctica, a lo máximo que podrían aspirar es a contar con un regidor - Rafael Yamashiro, secretario general del partido -, luego de tener, actualmente, la primera minoría en el Concejo Metropolitano. Y los resultados en encuestas distritales tampoco reflejaban mejores resultados que en el 2010. Mejor dicho, lo único que podría salvar el honor pepecista es sacar más de 5 alcaldías en distritos importantes de la ciudad.

¿A qué se debe esta performance? Ensayemos algunas respuestas:

a) ¿Cuanto debilitó al PPC la elección interna? Si bien el lema en el partido es “unidad en la decisión” luego que se han sacado los ojos adentro, lo cierto es ha terminado, en algunas bases, el hecho que el candidato elegido sea bastante cercano a Raúl Castro. Si bien es cierto que Lourdes Flores y algunos de los regidores metropolitanos están acompañando a algunos de los candidatos, también es cierto que, de acuerdo con nuestras fuentes al interior del partido, que algunas de las bases derrotadas en la interna han terminado yéndose con candidatos de otras agrupaciones, en forma bastante discreta.

b) El factor Raúl Castro: Cuando se pregunta, en privado, al interior del PPC, a quien se responsabiliza por una posible derrota catastrófica del partido, es unánime señalar un nombre: Raúl Castro Stagnaro, presidente del partido, a quien se vio más interesado en sacar a sus posibles rivales internos que a impulsar a su candidato, Jaime Zea.

c) Algunos candidatos distritales controvertidos y otros desconocidos: Existen controversias sobre algunos de los candidatos distritales. Tres ejemplos. En temas judiciales, están inmersos Luis Ocrospoma, controvertido candidato a la reelección en Jesús María, que está en medio de un proceso penal por corrupción y Marco Álvarez, actual alcalde de San Borja, a quien se ha ordenado un nuevo juicio por desaparición forzada. Mientras que en el caso del candidato de San Isidro, Manuel Velarde, la controversia viene por haber formado parte del directorio de Parque Arauco, empresa que operaría próximamente el relanzamiento del Centro Comercial Camino Real, ubicado en dicho distrito.

En otros distritos, los candidatos son rostros nuevos que, frente a candidatos ya posicionados de otros partidos - Solidaridad Nacional, Somos Perú y hasta Diálogo Vecinal y Acción Popular -, tienen pocas opciones reales de ganar.

d) La lista de regidores metropolitanos: Salvo Rafael Yamashiro (secretario general del partido) y Alfredo Lozada (quien quería postular en Miraflores y es actual regidor metropolitano), la mayoría de postulantes son poco conocidos. Ninguno de los regidores actuales repetirá el plato. Y, a diferencia de otras listas, donde los tenientes alcaldes destacan mediáticamente (Juárez, Rey, Salinas) o tienen buena experiencia profesional en el Estado (como Marco Miyashiro o Germán Aparicio), Yamashiro no ha acompañado a su candidato ni se ha mostrado en público como un activo.

e) Poco carisma: Si bien Zea conoce temas municipales por su paso por la alcaldía de Villa El Salvador, lo cierto es que en las entrevistas no ha demostrado mucho carisma y requiere un media training urgente para la transmisión de sus ideas. No ha logrado posicionarse como una alternativa.

f) El espacio de descontentos con Castañeda y Villarán lo ocuparon Heresi y Cornejo: Si alguna opción podía tener el PPC era su posicionamiento como “tercera vía”, sobre todo, frente a quienes no querían a los dos principales candidatos. Ese espacio lo ocuparon Heresi y Cornejo: el uno con buen posicionamiento de marketing en sectores que normalmente votan por el mapa, mientras que el otro apelando al perfil técnico que normalmente muestra el partido.

g) Retiro de algunos candidatos distritales: Ojo al dato. En Ate Vitarte y La Victoria, los candidatos distritales Juan Enrique Dupuy y Lucía Ledesma fueron retirados, debido al motivo explicado por Jaime Zea en su página en Facebook:

El JNE ha decidido dejar fuera de carrera por el tema de antigüedad a la candidata Lucia Ledesma del distrito de La Victoria, a 7 distritos de Trujillo y a los candidatos de Ancash, atropellos así el Partido no puede tolerar y de oficio el JNE esta fiscalizando sólo al PPC y no a otros Partidos que fácilmente ni tuvieron elecciones internas …

En las normas internas del PPC, se exige que los candidatos a alcalde tengan al menos 4 años de militantes. En La Victoria y Ate incumplieron el requisito. ¿Serán los únicos casos?

(Foto: Trome)

Comments No Hay Comentarios »

El Instituto de Estu­dios Peruanos aca­ba de publicar “Be­cas, bases y votos”, estudio de Rodrigo Barrene­chea sobre Alianza Para el Progreso, partido liderado por César Acuña y que ha tenido resultados impor­tantes a nivel subnacional.

Su conclusión central es que APP tiene éxito gra­cias al imperio universita­rio montado alrededor de tres centros de estudios. Este consorcio educativo le permite llegar a diversas partes del país a través de sus filiales, pero también brindar recursos a sus can­didatos. Ello comprende capacitación, dinero para la campaña electoral e in­cluso puestos de trabajo para líderes importantes del partido. Esta semana, dos medios distintos reportaron el uso de instalaciones univer­sitarias para las campañas de la agrupación.

Más allá de un caso que ameritaría una investiga­ción seria por parte de las autoridades universita­rias y electorales, estamos ante una forma de hacer política que comprende a centros de estudios con relativo éxito. De un lado, Barrenechea encuentra la correlación entre pre­sencia del consorcio César Vallejo y triunfos electora­les de APP. De otro lado, se limita su alcance, dado que la expansión partidaria se amarra al crecimiento uni­versitario, más aún en un contexto donde, en el pa­pel, tendremos un regula­dor que puede acotar esta vinculación.

De esta manera, se com­prende mejor porque Acuña prefiere a la gente de su partido para hacer convenios. Parafraseando a Valdelomar: “APP es la UCV y la UCV soy yo”. Y es el partido al que mejor le fue en las pasadas eleccio­nes regionales. Advertidos estamos.

(Columna publicada en Exitosa Diario el 21.09.2014)

Comments 2 Comentarios »

Para el año 2014, Semana Económica ha decidido colocar los resultados completos de su tradicional Encuesta del Poder en la web, desde el último domingo. Y, como es tradicional en este blog, comentamos los principales hallazgos de la misma.

Antes de entrar a analizar los resultados de este año, una atingencia inicial. Esta Encuesta, antes que una medición de opinión pública en general, es un ejercicio que se realiza a líderes de opinión (considerando aquí a políticos, empresarios, tecnócratas, periodistas, miembros de organizaciones no gubernamentales, intelectuales) y, salvo algunos años, no se hace a través de una muestra representativa de la ciudadanía. Y se mide la percepción del poder (que Gonzalo Zegarra, director de Semana Económica y Perú Económico, define como capacidad de influencia) antes que simpatías o antipatías.

LA PAREJA: Segundo empate entre Ollanta Humala y Nadine Heredia en su quinquenio en el poder. Y este es el más ajustado. Tienen exactamente el mismo poder según los encuestados, lo que a estas alturas no es de sorprender. Sin embargo, cabe hacer la precisión que Zegarra hace en Semana Económica:

En otras palabras, es ella quien ‘la mueve’, no él. Y es acá donde nos puede servir el ajedrez. Como se sabe, en ese juego hay rey y reina. El rey sólo puede moverse un casillero, en cambio la reina se mueve en todas las direcciones y sin límite de distancia. Ella tiene, pues, más capacidad de movimiento, pero sin él no hay juego, o más precisamente se pierde el juego. Esa figura parece razonablemente describir la dinámica del poder en el Perú de hoy. Ella se mueve más –hace que las cosas sucedan, las mueve–, pero para hacerlo necesita que él esté en su puesto. El poder de ella depende del poder de él, en otras palabras. Sólo por eso, entonces –digo yo, interpreto–, puede explicarse que se perciba un poder compartido entre él y ella, y no que es ella la verdadera o principal depositaria del poder.

EL RESTO DEL TOP TEN: Persisten algunas tendencias desde hace dos años: MEF (Castilla, antes de su salida) con más peso específico que la PCM (Jara, aunque ella sí tiene más peso que Jímenez); solo 3 políticos en la lista (Humala, García y Keiko); ningún militar; la presencia de Juan Luis Cipriani por cuestiones individuales y la influencia de la Iglesia Católica; y el peso específico de Mario Vargas Llosa como liderazgo individual.

Este año entran tres empresarios: Dionisio Romero Paoletti es el primero que aparece en el top ten, su grupo es percibido como el más poderoso del país y él es visto, individualmente, como el empresario con mayor poder. El peso político del grupo Romero y el de su padre - que sale de la lista de los 30 luego de 33 años - son las principales claves para entender este resultado frente a otros liderazgos empresariales más modernos o con mayor poder económico (por ejemplo, el grupo Brescia tiene más plata).

Entran tambien a la lista Roque Benavides, con ascendiente en el sector minero y con peso específico por la elección regional cajamarquina. Ingresa también el presidente de CONFIEP, Alfonso García Miró, más proactivo que algunos de sus antecesores en apariciones públicas y ejercicio de vocería empresarial.

LA POLITICA: García antes que Keiko es una ecuación repetida del año pasado. Y ahora queda más claro el porqué: mayor ascendiente en el sistema de justicia, los sectores empresariales (cuyos pesos pesados ven su postulación con agrado, de acuerdo con nuestras fuentes) y en medios de comunicación.  A ello se suma el mayor peso de su bancada. Mauricio Mulder es visto como el parlamentario con más peso, lista en la que también está Velásquez Quesquén. Del fujimorismo solo figura una histórica: Martha Chávez.  AGP, además, tiene la paradoja de ser la séptima persona a la que debería escuchar Ollanta Humala y la segunda a la que le piden su retiro político.

También resulta interesante el peso de la bancada de gobierno en la lista de congresistas: aparecen Jara, Solórzano y Abugattás (quienes también están entre los 30 primeros), así como Víctor Isla, Fredy Otárola y Marisol Espinoza. Un importante perfil propio mantiene Víctor Andrés García Belaúnde.

PPK sube y Toledo baja. El primero lidera la lista de quienes debieran aparecer más en política, mientras que el primero encabeza la lista de “pedidos” para el retiro. Lourdes Flores y Susana Villarán aparecen en la lista, aunque entre los puestos del 20 al 30. Ambas, además, son las únicas que representan tanto a su partido como a su espacio político, respectivamente. Veremos si la elección municipal cambia este escenario. Castañeda ya aparece en el puesto 21.

LA BILLETERA: La presencia empresarial suma algunos nombres de siempre. ¿Por qué? Explica Claudia Valdivieso:

Los primeros puestos en la percepción del poder del empresariado en esta lista siempre van para los empresarios más consolidados, naturalmente. Se trata de una consolidación que se dio hace muchos años para la mayoría de ellos. Esto ha dotado de estabilidad al poder que se percibe que tienen los Romero, los Brescia y los Benavides. Es interesante mencionar que un Romero ha ocupado el primer puesto en la lista de empresarios más poderosos de manera ininterrumpida desde hace diez años. Esta consistencia incluso sobrevivió al traspaso del poder en la empresa de padre a hijo: en el 2012 Dionisio Romero Seminario aparece por última vez en el primer puesto y al año siguiente Dionisio Romero Paoletti ocupa el primer lugar.

En el caso de los Brescia, el paso de una generación a otra no fue una transición igual de clara y directa como en el caso de los Romero, pues no se trató de un único descendiente que asumía el poder sobre el grupo económico. En los últimos diez años, Mario Brescia, Pedro Brescia y Álex Fort Brescia han oscilado entre los primeros nueve puestos de la lista. Ello muestra una mayor dispersión en el poder del grupo.

Por su lado, Roque Benavides nunca ha figurado por debajo del puesto 4 a lo largo de la última década. A esta consistencia se suma el hecho de que su padre, Alberto Benavides de la Quintana, aparece también en el ranking durante la misma década. Esta solidez en la percepción del poder de Roque Benavides responde a que suma ambas características de éxito empresarial y líder de opinión. “En Roque Benavides se mezcla el rol de líder importante de un grupo empresarial con el de una importante trayectoria pública. Él fue presidente de la Confiep y es una persona que declara frecuentemente en los medios”, señala Torres.

Quien sigue apareciendo fuerte es Carlos Rodríguez Pastor, en constante ascenso a pesar de su perfil bajo.

EL CASO ACURIO: Ascenso constante que mezcla lo siguiente, según Valdivieso:

“Gastón Acurio es un líder cultural. Es un chef y ha transformado a la gastronomía en un símbolo de orgullo peruano. Es un líder empresarial que ha generado varias franquicias exitosas. Pero, además, es un potencial líder político y social, pues promueve el comercio justo con sus proveedores e incentiva el desarrollo con sus escuelas”, indica Venturo. Gastón Acurio ocupa el cuarto puesto entre los peruanos que deberían desempeñar un rol más activo en la política y figura en la lista de peruanos a los que el presidente Ollanta Humala debería escuchar más.

El año pasado, Acurio ocupaba el puesto 15 en la lista general. Hoy es el 11.

CAMPOS SOCIALES: Interesante que la Encuesta del Poder incluya, por primera vez, sectores sociales dentro de sus preguntas sobre influencia.

En Educación, el educador Leon Thratemberg ocupa el primer puesto, seguido del ministro del sector Jaime Saavedra. Le siguen el exviceministro Idel Vexler, el presidente de la comisión de Educación del Congreso Daniel Mora, el investigador del IEP Ricardo Cuenca y el expresidente de CONFIEP José Miguel Morales.

Mientras que en Salud, la lista la encabeza la actual ministra Midori de Habich. Sorprende el segundo lugar de Elmer Huerta, con peso específico en el pais tanto por su conocimiento sobre políticas de salud pública, como por su posicionamiento mediático en los dos principales grupos mediáticos del país. Le siguen Oscar Ugarte, quien ha transitado en los últimos años entre SISOL y el MINSA y la actual presidenta de Essalud, Virginia Baffigo.

EL LOBBY: Categoría clara en interés, valga la redundancia, a la luz de recientes hechos. No sorprende - a la luz de las recientes revelaciones - que la primera en la lista sea Cecilia Blume, socia de CB Consult (junto a la hermana del exministro Castilla). En segundo lugar está PPK. En tercer lugar, Alfredo Arosemena, Director Regional Legal de Servicios Audiovisuales de Telefónica. Y luego aparecen (oh casualidad) René Cornejo y Alexis Humala. Signo de los tiempos.

LA PRENSA: Continuidades en la lista:

a) Raul Vargas continúa apareciendo entre los 30 de la lista general. Entra ahora Augusto Álvarez Rodrich. Ambos encabezan, respectivamente, la prensa radial y escrita. AAR también aparece en las listas de prensa televisiva (tercero) y radial (quinto).

b) Peso del Grupo El Comercio: Juan Paredes Castro, actual director interino de El Comercio es el tercero en la lista y desplaza - como lo ha hecho en la vida real - a Martha Meier Miró Quesada. Pero el periodista más fuerte del grupo en prensa escrita es Aldo Mariátegui, que vuelve al segundo puesto en el rubro. También aparece por primera vez Juan José Garrido.  Veremos como se mueve esta lista cuando nombren a un director definitivo en EC. Su competencia es el grupo La República, con AAR, Lauer y Gustavo Mohme Seminario.

c) Frecuencia Latina coloca, por segundo año consecutivo, a sus 4 periodistas puntales en la lista de influyentes en televisión: Ortiz, Mariátegui, Delta y Lucar. Pero América - Canal N hace lo mismo con De Althaus, Leiva, Carreño y F. Salazar.

d) Aparece la corporación Capuñay - Exitosa. Tafur y Palacios entran en las listas de radio y prensa escrita. RMP incluso está segunda en la terna radial y, a título individual, en el rubro Internet. ¿Crecerá más Exitosa el próximo año? (Disclaimer, escribo en el diario del grupo).

e) Figuras individuales con peso: Rosana Cueva y Cecilia Valenzuela en televisión (ojo que Valenzuela tiene ofertas para ir a El Comercio o, agárrense, al nuevo canal digital que prepara Gisela Valcárcel), César Hildebrandt en prensa escrita y Marco Sifuentes en temas digitales.

PODER REGIONAL: Finalmente, la encuesta vuelve preguntar por los líderes regionales con más poder, un tema que se reconfigurará con las elecciones que ocurrirán en 2 semanas y media: Juan Manuel Guillén, presidente regional de Arequipa, es el líder, pero no postula a la reelección y acaba de renunciar a su partido. El segundo es Gregorio Santos, presidente regional de Cajamarca encarcelado, con opciones de ganar, aunque no sabemos si culminaría un segundo mandato. Ojo que a Santos le dan el título de “figura que genera mayor desestabilización en el clima de negocios”, por obvios motivos.

Le siguen César Acuña, cuyo peso real se verá en esta elección, donde postula a ser PR de La Libertad; César Villanueva, saliente PR de San Martín y Martín Vizcarra, PR de Moquegua, bastante bien valorado, pero que tampoco se presentará a la reelección. Completan la lista el caído en desgracia César Álvarez y Javier Atkins, presidente regional de Piura que deja el cargo en diciembre.

(Foto: Semana Económica)

Comments 1 Comentario »

1. NO FUE UN BUEN ALCALDE DE LIMA: Es cierto que hay obras de su gestión que han merecido continuidad - trabajo en parques zonales, Metropolitano, Hospitales de la Solidaridad (transformado en SISOL) - y que tiene un buen recuerdo en un grupo de vecinos de la ciudad. Sin embargo, nunca se atrevió a hacer ninguna reforma de fondo, no planteó ninguna visión alternativa de ciudad y tuvo una atención por el cemento que no se vio complementada por algún cambio hacia mediano plazo. Pensó más en su futuro político presidencial antes que en una ciudad del siglo XXI.

2. SIGUE CARECIENDO DE UNA VISION DE CIUDAD: Como bien lo sostiene el arquitecto y urbanista Jorge Ruiz de Somocurcio:

¿Y el patrimonio, la defensa de los valles de Lima? ¿La Costa Verde? No figuran. Y sobre la inversión privada, no sabemos para qué proyectos se convocará. Nada respecto a cómo usar a favor de la ciudad el ‘boom’ inmobiliario. ¿Alianzas con el Gobierno Central? Ninguna. ¿Algo especial de cara a los Panamericanos del 2019? Tampoco. Un candidato que intenta su tercer período de gobierno debería ofrecernos una propuesta que lo distinga del resto. Que vincule ciudad y país. Que no nos deje dudas sobre cómo democratizar los beneficios del crecimiento económico en la capital. La verdad, el plan de gobierno de Castañeda desilusiona.

3. NO OFRECE OBRAS NI RESULTADOS: Cuestión claramente comprobable a la luz de la lectura de su plan de gobierno. Castañeda nos dice en todos sus carteles que “vuelven las obras”, pero no nos señala cuáles, lo que nos indica que se limitará a inaugurar aquello que le deje la actual administración municipal. El único proyecto presentado fue la línea 6 del Metro, adoptado por su asesora en transportes (quien hizo la consultoría respectiva para el MTC), sin sacar a las combis y coasters. Y tampoco ofrece resultados claros en el documento presentado al Jurado Nacional de Elecciones.

4. POCA TRANSPARENCIAEn 8 años, Castañeda no convocó  a una sesión de la Asamblea Metropolitana de Alcaldes, la principal instancia de concertación de la ciudad. Sus ausencias y asistencias de pocos minutos a las sesiones de Consejo Metropolitano también han sido clamorosas. Y la falta de transparencia es anotada como la mayor carencia de un alcalde poco comunicativo. Sumemos a ello que, a diferencia de hoy, las sesiones de Concejo no eran transmitidas en vivo.

5. COMUNICORE: El extraño pago de una deuda comprada a Relima, retiros de la suma entregada por parte de ciudadanos comunes y que terminaron finalmente en el exterior, sin muchas explicaciones del alcalde y de sus funcionarios, terminó involucrando a representantes de las empresas involucradas, a funcionarios municipales y a personas que firmaron documentos sin saber a que se estaban metiendo. Peor aún, ahora conocemos las vinculaciones de varios de los involucrados con prácticas ligadas al lavado de activos. Este es un caso que debiera explicarse didácticamente para entenderlo mejor.

6. NO ES EL ALCALDE QUE LIMA NECESITA PARA ESTOS TIEMPOS: Como señala Juan Carlos Tafur:

No basta ya multiplicar escaleras o inundar de cemento la ciudad. Las demandas popu­lares son otras, no son las mismas de hace diez años. Lo que hoy piden las zonas marginales bien podrían haber sido demandas clasemedieras hace una década (transporte fluido, seguridad, etc.).

Si a ello se suma la vigilancia ciudadana que ahora despierta lo que se haga en las sesiones del Concejo Municipal, los avatares de la Caja, las resoluciones administrativas, los cambios de zonificación, etc., el escenario edil que ten­drá que manejar Castañeda es bastante distinto al que existía en sus dos periodos anteriores.

7. NO ES EL ALCALDE DE UNA LIMA PLURAL: Ni siquiera “para las mayorías”, como diría su propia propaganda. Su laconismo verbal en nombre de una supuesta eficiencia - ¿alguien se acuerda cómo demoraban sus obras? - esconde, en el fondo, la subestimación al ciudadano limeño, sobre todo al del sector donde tiene mayor intención de voto.

8. UN ENTORNO DE TEMER: El entorno político de Castañeda está lleno de personajes sin mayores luces - con honrosas excepciones - y que no dudan en insultar a toda aquella persona que discrepe de ellos. Sumemos a ellos una lista de postulantes distritales con diversos cuestionamientos y tenemos una serie de compañías que no serán, precisamente, buenos administradores de la ciudad. Hoy se suma a la lista el alcalde del Rímac, Enrique Peramás, investigado por una cuenta en un paraíso fiscal, según El Comercio. Tremendo “legado”.

Comments 19 Comentarios »

Creative Commons License
Desde el Tercer Piso by José Alejandro Godoy is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-Sin obras derivadas 2.5 Perú License.