Archivo de 3 Diciembre 2008

En casi unanimidad, los diarios de hoy señalan que la Comisión Abugattas no fue suficientemente dura con Rómulo León Alegría. Parece ser el segundo error de un grupo de trabajo que prefirió mantener a Carlos Raffo luego de su entrevista subrepticia con RLA (aunque mañana el pleno lo podría retirar), aunque los miembros de la comisión se han defendido diciendo que la intención era dejarlo hablar.  Dado que la sesión siguiente con León Alegría será reservada, solo el informe final nos dirá si la decisión fue acertada o no.

Aún así, y en medio de lo que parecen ser maniobras de distracción y la conciencia de que su sola palabra atraerá cámaras, León Alegría ha mencionado algunas cosas bastante interesantes y que abren nuevas preguntas de investigación. El resumen, vía El Comercio:

Pero quizás la muestra más grande de que los miembros de la comisión “estaban dormidos”, según palabras del propio León (sin considerar que el fujimorista Carlos Raffo se pasó buena parte de la sesión prestándole más atención a su celular que a la exposición del procesado), fue cuando este calificó al Partido Aprista como “una organización que se ‘aceita’ muy rápido”.

Tras una breve pausa, él mismo se corrigió diciendo “entonces… una organización que se pone muy rápido en movimiento”, refiriéndose a la convocatoria a elecciones municipales que se realizaron en 1980 y en las que el Apra participó.

Frente a la indiferencia de los congresistas, el procesado León soltó ese “están dormidos” y continuó su exposición, en la que incluso dio entender que él fue quien introdujo a Jorge del Castillo en la política.

Usted es el padrino político de Jorge del Castillo“, preguntó el congresista Raffo.

No, pues, yo lo llevé nomás. Él fue padrino de inscripción de mi hijo Rómulo, porque él le firmó a su sobrino la inscripción”, contestó León.

Sí, le decía Tío George, entonces“, volvió a desviarse Raffo. “Es su sobrino de cariño, pues“, fue la respuesta.

¿Maquinaria fácil de aceitar? Humm, como que a varios compañeros no les va a caer bien esto, sobre todo porque las alusiones hacia la corrupción son bastante claras. Y Jorge del Castillo no queda bien parado en esta afirmación, dado que ha procurado relativizar la cercanía con León Alegría. Que éste se haya convertido ahora en “su mentor” deja bastante mal a JDC, ya bastante complicado por sus contradicciones ante la prensa y la Comisión Investigadora del Congreso.

Pero no fue el único personaje de alto vuelo mencionado ayer:

Un dato interesante fue cuando mencionó que el presidente Alan García le mandó decir a principios de este año, a través del secretario de Palacio de Gobierno, Luis Nava, que cortase sus vínculos laborales con Canaán. Agregó que de esa recomendación también estaba enterado el secretario general del Partido Aprista, Mauricio Mulder, a quien acusó de difamarlo frente al inversionista dominicano.

Además, sostuvo que le envió a García 110 correos electrónicos a través de la secretaria presidencial Mirtha Cunza. Precisó que nunca recibió respuesta, pero supone que el jefe del Estado sí leía los correos, pues al encontrarlo una vez en una reunión social aquel le dijo: “Tus mails son muy quejones”.

León contó que en esas comunicaciones le daba recomendaciones a García sobre diversos tópicos, entre ellos el fútbol.

Resulta bastante curioso que, hasta el momento que cierro este post, Palacio de Gobierno no haya desmentido la especie soltada por Rómulo. ¿O es que realmente conocía los tratos con Canaán y la catadura moral del sujeto en cuestión? Si es así, ¿por qué tantos ministros tuvieron reuniones con el empresario dominicano si su jefe desconfiaba de él? Si no lo es, ¿por qué el desmentido no ha sido rápido? De hecho, Mauricio Mulder ha sido más rápido y ha negado lo dicho por León. ¿Y en que constaban estos correos a AGP? ¿Están en la computadora que obra en el Poder Judicial?

Como que lo dicho por El Comercio en su inusual editorial del sábado comienza a cobrar más sentido:

Sin embargo, vistas las cosas desde una perspectiva más amplia y considerando los graves daños que el tema podría seguir haciendo a la democracia, consideramos necesario un deslinde firme y definitivo por parte de la máxima autoridad del Gobierno, el presidente de la República.

Las comisiones parlamentarias ya han citado a su secretaria, Mirtha Cunza, y al secretario general de la Presidencia, Luis Nava, que han rendido su declaración. En el mismo sentido, el presidente García debería prestar su testimonio, el que, por consideración a su alta investidura, podría tomársele en la Casa de Gobierno, como se hizo en el pasado con el presidente Alejandro Toledo, en el caso de la falsificación de firmas de Perú Posible.

El jefe del Estado, como el primer ciudadano de la nación, pero con los mismos deberes y derechos, tiene que ponderar el positivo efecto que tendría esta decisión histórica en la estabilidad política y la institucionalidad democrática.

Luego de esta mención romuliana, esta participación parece ser aún más importante, ya no solo por cuestiones de imagen sino, para aclarar, de una vez por todas, las dudas que surgen alrededor de la ética de quien ocupa Presidencia de la República.

Comments 12 Comentarios »

Creative Commons License
Desde el Tercer Piso by José Alejandro Godoy is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-Sin obras derivadas 2.5 Perú License.